viernes, 9 de diciembre de 2011


Un momento para observar una ventanita de nuestros recintos, un segundo para volver a la casa de la abuela, el reecuentro con los pies en la tierra y los gritos en el rio, un momento para volver a sentirse orgulloso de esta hermosa tierra manabita.

No hay comentarios: